Pinturas para interiores ¿Que pinturas debo utilizar para pintar?

28.08.2018

Muchos se preguntan que pintura es mejor para cada pared, cual se limpia mejor y cual debemos utilizar en cada momento. Desde aquí le diremos algunas recomendaciones que se deben tener en cuenta antes de lanzarse a pintar.

Pintura plástica lavable:

Es la más común para pintar las paredes de los hogares, se lava muy bien con agua y además se le quita con un paño húmedo todas las rozaduras y pequeñas suciedades. Muy recomendable cuando se tiene niños en casa.

No es recomendable utilizarla para baños y cocinas porque sus compuestos son compuestos no aceptan el vapor.

Pintura temple:

Esta pintura es la más usadas en los hogares españoles siempre y cuando no haya niño de por medio. Su utilidad es muy productiva debido a que es más barata que el resto de las pinturas. Es una pintura de interior y no se debe utilizar nunca para exterior.

Pintura de esmalte acrílico: 

Se puede utilizar tanto en interior como en exterior y su uso es muy versátil porque su fuerte composición le permite un gran agarre en cualquier tipo de material. Se puede pintar, madera, hierro, plástico. Es una pintura que vale para mucho y su tiempo de durabilidad es bastante largo.

Pintura de esmalte sintético:

Hay quien le gusta mucho pintar con esta pintura por el brillo que desprende y la durabilidad de la misma. El acabado que tiene es liso y es muy bueno para acabados de metal o madera.

Pintura de esmalte al cemento: 

Esta pintura es muy recomendable que la utilice un profesional porque se compra en polvo y su preparado es bastante complicado con lo que se recomienda siempre un profesional. Es una pintura que se utiliza mucho para  paredes, suelos y caminos rugosos en el exterior y que cubre muy bien por su composición 

Pintura a la cal: 

Esta pintura es muy conocida por su aspecto frágil y de poca durabilidad, tiene un coste muy bajo en el mercado y se utiliza mucho para relleno en zonas que no es tan necesario a la vista, pintar. Pero no se debe utilizar nunca en exterior porque basta con dos fuertes lluvias y se deteriora.